El marketing es todo lo relacionado con el mercado, sus empresas y sus productos.

Lo primero que me dijeron sobre el marketing en una escuela de comunicación en los años 90 fue: “El marketing confía en la idiotez de la gente”. Me pareció un comentario muy agresivo. Se trataba de crear necesidades donde no las había. De alguna manera seducir y engañar al consumidor con campañas comerciales muy bien coordinadas.
Hoy en día, ha cambiado la filosofía. El cliente sí es inteligente. Con los años se ha educado en este mundo de consumo masivo. Sabe buscar y sabe escoger. Ahora se cuida al consumidor, porque éste ha madurado y no se deja sorprender negativamente. Además las nuevas tecnologías lo han revolucionado todo. La era digital con Internet, las redes sociales, los ‘phablets’ (phone+tablet) inteligentes, el mundo audiovisual…
Un tema que me gusta mucho es el ‘networking’ o red de contactos. Nuestro objetivo es tener contactos para satisfacer nuestras necesidades empresariales. Hay 2 tipos de contacto: el contacto final y el contacto puente. Lo que yo necesito lo tiene tal persona (contacto final) y para llegar a ella me baso en esta otra persona (contacto puente).
Explicación de las 4 P del marketing: Producto; Precio; Promoción; Place (Distribución)
Producto o servicio:
Lo más importante es el emprendedor y el mercado donde va actuar. A partir de ahí surgirá el producto adaptándose al estudio del mercado realizado. Es decir, si un producto hay que cambiarlo para mejorarlo, se cambia. Hay que estar atentos al mercado y saber dirigir nuestra empresa en la dirección correcta.
Precio:
“Todo tiene un precio. Escojamos el camino que sea, siempre habrá que pagar.” Se intentará que el precio sea competitivo y a su vez rentable. El sector profesional también puede influir en el precio. En él se reflejarán los costes de producción, distribución, promoción y el margen de beneficios.
Promoción:
Establecer acciones de marketing con el objetivo de atraer nuestro producto al consumidor. Desde campañas de televisión, radio y prensa escrita, pasando por la visibilidad en las redes sociales hasta el formato PLV (Publicidad en el Lugar de Venta). El objetivo es darse a conocer y fidelizar al cliente.
Distribución:
Cómo llegar al consumidor. Transportar el producto hasta el lugar de venta. Todo lo que se fabrica y se quiere vender debe acercarse al consumidor. Pueden ser muchos los intermediarios desde el origen a la llegada de un producto. En realidad, todas las tiendas a pie de calle son puestos de distribución. Y todos quieren su margen de beneficio.